Para bien o para mal, por distintas circunstancias, en esta vida me ha tocado algún que otro peregrinar. Ello ha conllevado el tener que despedir, recibir, conocer gente... algunas de estas personas me han concedido el privilegio de considerarse mis amigos... y muchos, aún hoy, siguen siéndolo.
Gracias por estar ahí.

domingo, 26 de junio de 2011

La Mamá de Azucena.

El jueves no pude acudir a su funeral. Jordi estuvo por nosotros.
No sé su edad. No tengo ahora, siquiera, su nombre en mi cabeza; porque ella siempre fue entre nosotros... la Madre de Azucena. La Abuela de Beatriz y Noelia.

Los momentos que he convivido con ella no han sido tan numerosos.
Pero, para mí, han sido intensos. Han quedado en mi recuerdo bien grabados, como las reuniones de películas en las que mujeres, aún siendo a cada cual más distintas, se sinceran unas con otras, hablan, escuchan, comparten, sonríen, ríen... Y, si se tercia, discuten, tuercen la ceja o lloran.
Eso mientras las chiquininas revolotean a nuestro alrededor con pinturas de colores, zumos, galletas de chocolate, juegos, muñecos, puzles, tizas, disfraces...

Allí se habla de lo carnal y de lo emocional.
De bolsos y zapatos.
De crianza y confianza.
De como usar un fular anudado en la cabeza.
De las diferencias entre las costumbres de tiempos pasados y presentes.
De las fotos familiares, de mil viajes.
De la actualidad y el futuro laboral.
De las mejoras y desmejoras de nuestra ciudad.
De añoradas adolescencias. Unas recordadas con nostalgia, otras que no quisieran volver a ser vividas de ninguna de las maneras...

Habitualmente éramos cuatro, contando con su hija Patricia.
La tía bien-criadora de sus nietas, porque siempre las llena de abrazos y besos, porque las escucha hasta el infinito y está pendiente de sus deseos de pequeñas princesas.

En otras ocasiones se ampliaba el grupo con mujeres dispares (Otra de sus hijas: María; amigas de mis amigas...).
Su yerno Andrés, vestido cómodo para estar en casa, o su marido, siempre en visita fugaz, también eran aceptados.

Con ella, de su familia, he aprendido mucho.
A compartir tiempo y espacio.
Que los abuelos también repostean y saben hacer ricos churros y huesillos.
A disfrutar del momento, que las personas son, dentro de una casa, lo único importante. Que todo lo demás bien puede esperar.
A respetar más a los niños y, sobre todo, a confiar más en ellos (Que no sabía yo que una niña de dos años es capaz de hacer pis solita...solita)...

Cada vez que ella asomaba, mi alma se alegraba, mi talante se relajaba, mis orejas se acomodaban y mi voz se templaba para ser escuchada...

Yo la voy a echar de menos.
Hay algo que dice y seguirá diciéndolo todo de ella:
Su familia es un primor y la han amado, cuidado, respetado, besado, abrazado hasta el último segundo.
Cuando ya no podían albergar esperanza, alguien le dijo a Patricia:
-¡Para ya, que la tienes que tener agotada con tanto abrazo y beso!-
Y ella, sabiamente, con su alegría habitual, contestó:
-¡Ay, déjame! Eso que ella se llevará...-
De algo estamos seguros, hay besos y abrazos que para siempre perduran. Y alguien se los ha tenido que quedar.

viernes, 24 de junio de 2011

¡Ay... si todavía te tocará dar las gracias!

Para entenderlo mejor debéis leer a Carolina.

En todo caso: Enhorabuena.

Porque no hay hora más buena que esa de dormirse con los cachorros acurrucados al calor de nuestro pecho.

Alma, Habiba:
¡Qué tengáis lindos sueños!
La noticia: Aquí.

lunes, 20 de junio de 2011

Andy.

Tengo un amigo que sigue mis Alejandradas (Y me comenta) de una manera particular porque sus circunstancias de conexión son especiales.

Me conoce sobradamente porque hemos compartido mucho, durante uno de los tiempos más intensos de nuestra vida.

Cuando ya , por fin, logré licenciarme. Estuve un año y medio (hasta que decidí venirme a donde ahora resido) trabajando como becaria en un proyecto de parasitología de la Facultad (Mis labores allí, y con quién las desempeñaba, son para escribir otra entrada, para sonreír, reír y llorar...).

Durante esos meses Andrés vivía su solitaria decisión de emanciparse en un portal cercano a donde yo, todavía, residía con mis padres. Cada día, a mi regreso del trabajo, siempre paraba primero en su casa a contarle mis venturas y desventuras de aquel día.

Él habla poco, muchos pensarán que es tímido, pero yo no le considero, él es observador y discreto. Y el caso es que, cada vez que abre la boca, sus palabras resultan sabias y meditadas

Él mira con unos ojos cuasi verdes y misteriosos que a más de una amiga mia han llegado a conquistar. Y Andrés apenas sin saberlo. Sí, sí.

Cuando me da, hablo mucho y él siempre me ha sabido escuchar, aconsejar y corregir.

Nos separamos de puro amor.

Él emigró , tras casarse, a una población cercana y allí cultiva una preciosa familia, mimando a sus dulces chicas rubias.
Yo me vine a cuidar a un lesionado que, claramente demostró que no podía vivir sin mí, tirándose (con el coche incluido), por el puente de San Juan (Jordi, me hubiera venido igual...no era necesario tanto escándalo ;-)

Desde el principio Andrés me ha ido escribiendo correos, cada vez que ha podido leer una entrada.
Como suelen ser mensajes preciosos, me voy a permitir el irlos repescando...y poniéndolos donde deberían estar.
Así que el primero es el último y, poco a poco, iré colocando en sus sitios los demás.
Firma Andy, que es como siempre le llamaremos en la pandilla.

Pase el tiempo o se interponga la distancia entre nosotros, nunca te olvido.
Nos vemos dentro de poco... y conozco a tu pequeña.

sábado, 18 de junio de 2011

Jordi: Mi emoción.

Aquí la Máquina de Ecografiar Ale2.0.

Instrucciones de manejo.
1-Ponerse el uniforme, el de guarrear.
2-Cruzar en bandolera, bajo el brazo izquierdo, ese chisme llamado ecógrafo portátil, que fundamentalmente consta de pantalla, batería y cable con su sonda.
3-Cruzar de igual manera pero bajo el brazo derecho un bolso pequeño, con capacidad suficiente para albergar la batería de recambio, el bote de la gelatina y un spray de color.
4- Atarse el pelo en una coleta... con lo que se tenga a mano.
5-Calzarse en el brazo derecho un guante largo de inseminar (vacas) . Por encima poner otro guante desechable de látex para ganar en sensibilidad y que no se te resbale todo de la mano. En la mano izquierda con este último tipo, corto, de guante sobra.
6-Atarse a la cintura el arnés que sujeta un asiento al culo, el cual consta de una tablilla donde sentarse y una pata central terminada en un muelle-espiral. De esta manera puedes permanecer en equilibrio apoyada en tres puntos: tus dos patas y el citado rabito de cerdito.
7-Encender el ecógrafo.
8-Sentarse detrás de la primera (De las que pueden llegar a ser novecientas) oveja amarrada en el comedero, poner gel en la sonda, apretar contra su ingle (entre su teta y su muslo), apoyar el codo en la rodilla y aprovechar así la fuerza de la pierna (como soy pequeña yo puedo :-)
9-Interpretar la imagen y colorear la grupa de la diagnosticada: raya vertical, preñada (Premiada como diría Nolbertico) o raya horizontal vacía.
10-Avanzar un paso de lado, cual cangrejo, sin modificar prácticamente la distancia de las posaderas al suelo hasta situarse entre las dos próximas ovejas y repetir los pasos 8 y 9 con cada animal.

Y así como de 9:00h a 14:30h, acabando las últimas enchufada al cable porque las baterías ya no dan para más. Cola-cao con bizcocho por medio, es importante repostar, el combustible es fundamental.

Es Jordi, pero de aprendiz... Para llegar a máquina le queda... Poco.


A Máquina Ale2.0 también le palpita el corazón y a veces agradece la actividad físicamente repetitiva para darle cuerda a su emoción.

Allá por la oveja 500ª,
con la rodilla chascando a cada avance,
los dedos irritados por el sudor y la presión,
las dos cachas del culo dormidas,
la rabadilla del revés (tengo que agenciarme un cojín),
la piel del codo y la rodilla gastada ya,
no se cuantos pisotones,
unas cuantas meadas sobre mis pantalones (un chubasquero tampoco vendría mal),
con calambres en la mano que presiona el gel
y templado el antebrazo que presiona la sonda...

Me he puesto a canturrear una melodía, sin letra, que supongo sería inventada (Ahora mismo ya ni me acuerdo), pero que también podría venirme de cualquier película vista y archivada en un rincón de mi memorión... Oprimido el pecho, con toda la calma he roto a llorar, allí solita, con alguna oveja curioseando.

Pensaba en Jordi, en lo que le quiero y admiro. En que dudo si se lo sé transmitir.
En lo mucho que ya llevamos vivido juntos , en las veces que he pensado escribirle aquí...
¿Una lista de adornadas virtudes?
Prefiero no, porque todas no las tiene. Nadie. Pero muchas sí, las que a mí me importan y alguna más.

Soy así, luego me cuesta decir, tocar, besar... Pero emocionable siempre lo fui, sobre todo cuando estoy sola conmigo y mis pensamientos, en mi cabeza no para de rondar:
No puedo vivir sin amor.

Si se me escapa me siento pequeña, indefensa, fea.

Al minuto me ha dado por reír, al recordar que en muchos momentos, durante estos años me ha vuelto a enamorar y las mariposas en mi barriga, de vez en cuando, vuelven a revolotear.

Otras veces nos proponemos pescar, entre enfados y sinsabores, y sacamos airosos a la mujer esqueleto que tanto nos viene a enseñar. Y la ateclamos, le tengo hasta cariño, ya no me parece tan repugnante siquiera. Sé que sin ella el amor se apaga, que nos lo permite revivir y reinventar.
Echadle un vistazo a esto cuando tengáis el ratillo: Mujeres que corren con los lobos (Capítulo 5)

Y ésta es la canción que hoy le dedico.

Tampoco lo sabes, cada vez que la escucho vuelo a tí y me acurruco en ese rincón de tu corazón donde siempre viajo segura y feliz.

Juanes no me intriga demasiado. No tengo ningún disco suyo. Bastante con la radio.
Pero me quedo con este resumen:
Porque nada tengo
Si no tengo lo mejor...
Tu amor y compañía
En mi corazón.

Y es que vale más
Un año tardio,
Que un siglo vacío amor.
Y es que vale más
Tener bien llenito el corazón...



Cuando el tiempo pasa
Y nos hacemos viejos
Nos empieza a parecer
Que pesan más los daños
Que los mismos años
Al final...
Por eso yo quiero
Que mis años pasen
Junto a ti mi amor eterno
Junto a mi familia
Junto a mis amigos y mi voz
Porque nada valgo
Porque nada tengo
Si no tengo lo mejor
Tu amor y compañía
En mi corazon
Y es que vale más
Un año tardio
Que un siglo vacío amor
Y es que vale más
Tener bien llenito el corazón
Por eso yo quiero
Que en mi mente siempre
Tu cariño esté bien fuerte
Aunque estemos lejos
O aunque estemos cerca
Del final
Porque nada valgo
Porque nada tengo
Si no tengo lo mejor
Tu amor y compañía
En mi corazón

(Coro)

Ven amor...
Me siento débil
Cuando estoy sin ti
Y me hago fuerte
Cuando estás aqui
Sin ti yo ya no se que es vivir
Mi vida es tunel sin tu luz
Quiero pasar
Más tiempo junto a ti
Recuperar las noches
Que perdi
Vencer el miedo inmenso
De morir y ser eterno junto a ti
Porque nada valgo
Porque nada tengo
Si no tengo lo mejor
Tu amor y compañía
En mi corazón.

Por eso yo quiero
Que en mi mente siempre
Tu cariño esté bien fuerte
Aunque estemos lejos o aunque estemos cerca
Del final
Porque nada valgo
Porque nada tengo
Si no tengo lo mejor
Tu amor y compañía
en mi corazón

viernes, 17 de junio de 2011

O...¿Por qué tiene que serlo Habiba ?

Porque... ¿Sólo tiene 22 añitos...?
Yo casi podría haber sido licenciada (Que nací en un frío diciembre)... y no recuerdo mi cabeza en aquel entonces desamueblada, para nada.

Mi madre, siempre madraza, se casó con 21, y con 24 ya nos tenía a los dos muy bien atendiditos.

Porque...¿No ha aprendido a cantar nanas...?
A mí tampoco me ha hecho falta ¿Y?

Porque...¿Alimenta a su bebé a demanda...?
Como nos alimentamos todos... los que no seguimos ninguna dieta.

Porque...¿Ha nacido en un país cercano...?
Más enriquecedora será su vida, la de su niña y la de quienes las conozcan.

Porque...¿No tiene solvencia económica?
Pues quizás por ello acudió a pedir ayuda... a donde, por lo visto, no debía.

Porque...¿Sospechan de su capacidad como madre?
Pues esto no hay que intuirlo, hay que demostrarlo.
Y hasta demostración eficaz Alma debería haber estado con su madre.

Lo mismo para dejarnos comprobar que es una buena madre sólo hubiera necesitado un apoyo, un abrazo, un tú puedes...

Porque...¡Qué alce la voz quien nunca lo ha reclamado!

Estáis todos callados.
Quizás también estéis todos locos...

domingo, 12 de junio de 2011

Y...¿Por qué tengo que ser yo la loca?

A mí todavía me sorprende que todavía sorprenda.

Ni siquiera es necesario irse a serios artículos especializados. Lo he encontrado también, explicado muy clarito, en la Wikipedia, sin ir más lejos: Lactancia materna.

A mí me sorprende encontrarme, todavía, con personas que me carguen de ¿Todavías? de ¿Hasta cuandos?

Pero lo que más me intriga es por qué, todavía, a algunos parece incomodar.
Como si cada vez que Luisa succionase al mamar, en vez de obtener la leche de MI pecho les sacase a ellos, de las venas, su esencia vital (como los Skeksis a los Podling en la película de Cristal Oscuro).

Como si cada noche que compartimos el sueño con nuestras hijas, éstas se la pasasen dándoles a ellos pellizcos en el culo.

Un poco de tranquilidad.
No pasa nada...
Que nadie va a quitaros ningún privilegio.
Que la leche de fórmula se va a seguir fabricando y las cunas se van a seguir vendiendo.
Que la rueda no se para porque nuestra hija tome leche de MI teta.

Cada vez me apetece menos dar explicaciones, pero cada vez lo siento más necesario. Y para acabar antes con las discusiones, últimamente, termino diciendo lo que realmente me sale de las entrañas:

-"Si de algo me arrepiento es de no haber sido más radical, de haberme permitido descansar tras el parto tres horas lejos de Julia, de no haber mordido a la enfermera que vino a sacármela de la cama en el hospital, de no haber portado más a mis hijas, de no haber tenido el valor de bajarme del carro laboral, de haber comprado cuna, carrito y biberones..."-

Yo me considero de lo más normal, simple, corriente...
Lo que más veces me gustaría es ser anónimamente común o que me dejaran pasar más mimética en el ambiente.
Pero otras menos veces es necesario, incluso apetece, también batallar.
De todos modos que distinto es hablar para enfrentarte al rebote (¿O no Rafa?) que dialogar con quien quiere saber y valorar, de tu vida, algo más.
Una vez más, gracias a mis padres y a ciertos amigos suyos a los que, desde pequeña, me han enseñado a amar. Agradable y nutritiva sobremesa.

sábado, 11 de junio de 2011

Una de fotos.

Son muchas ganas de escribir, muchas ganas de leerlo todo, algunas historias que contar... Pero tan escasos los minutos...
Mientras maquino y elaboro.
Una actualización de imágenes rápida e informal:


La valiente Julia con un nuevo amigo, de camino hacia el río al que poco después cayó sin querer quererlo pero de cabeza. Mamá eso no lo cuentes...
Y porque no tengo foto...









La intrépida Luisa petisa, que puede aparecer metida o subida (Que suele ser más el susto) donde menos te lo esperes.

Llegando, como cada día.
La amapola llama la atención y al fondo se ven las naves de la Granja.
Aunque es reciente la foto, ya está desaparecida la flor y seco el cereal.
Esto rueda y rueda.



Y por hoy...chin pon. Me voy zzzzzzzzzzzzzz.

lunes, 6 de junio de 2011

¡Fuerza, pequeña-gran madre y mujer!

Estos días llevo algo leído del tema.
He tenido mis dudas, pero he engrosado el grupo en facebook
(https://www.facebook.com/home.php?sk=group_170685046326633
y he firmado aquí.
Finalmente voy a hacer, como mía, esta reflexión de Una Maternidad diferente.
Me ha calado hondo su indignación. Además de enlazar algún otro blog de interés.

Habiba por favor, ya que tu bebé no puede defender sus derechos y menos sin ti a su vera, si tú no estuvieras de acuerdo con tanto revuelo, háznoslo saber.
¡Ánimo, pequeña-gran madre y mujer!

¡Ojalá también fuera nuestro vecino!


Mi único cuñado, hermano de Jordi, hace ya un par de años le regaló a Julia El viaje de Chihiro.
La película no es sobre lo habitual.  Tiene otros intereses, otros mensajes (como otras de Hayao Miyazaki), para quien los quiera recoger y entender.
En ocasiones tienen alguna escena algo bárbara.
Nosotros hemos visto algunas (las que nos ha comprado el tío Óscar y otras que nos han ido trayendo los duendecillos o el ratón Pérez). Estoy deseando ver el resto, porque lo que muestran de aquella cultura me parece fascinante. Tanto respeto por el prójimo, por la naturaleza, por nuestro entorno, por la tribu... en estos días... me parece una acertada rareza.



- El viaje de Chihiro: Es rara. Pero no me disgusta (será de tanto verla... Mamá, tienes que intentarlo).
A mis hijas les encanta, es de las pocas películas que siempre están dispuestas a ver juntas. Normalmente, Julia siempre elige La Princesa Mononoke y Luisa prefiere Pimpón (del Cantajuegos). No hay modo de unificar criterios.
De todos modos, vosotros pasad censura por si acaso, no dejéis a los niños solos frente a la pantalla. Luisa cuando vio que los papás se convertían en cerditos lloró desconsolada. Así que, por ahora, siempre le paso esa escena. Por ahora.
Oficialmente es "autorizada para todos los públicos". Pero claro, a mí  me tuvieron que sacar del cine cuando me llevaron a ver Blancanieves de Disney, del miedo que me daba. Todo es relativo.


-Ponyo en el acantilado es preciosa. Las imágenes, la banda sonora, el mensaje, el respeto de los pequeños a los mayores y la admiración de los ancianos por los pequeños...
Dos niños son capaces de restablecer el equilibrio de su mundo. Gracias a dos madres que se apoyan mutuamente la una en la otra, mientras a su vez, confían en la responsabilidad a sus respectivos hijos. Confían sobradamente.
Le encuentro un pero.  La madre conduce como una auténtica loca. No es ningún buen ejemplo de educación vial. Julia dice que es muy valiente, pero confundir la inconsciencia con la valentía... no deja de ser peligroso.
De todos modos, en la contraportada pone expresamente "especialmente recomendada para la infancia". Ahí queda.



-La princesa Mononoke y Cuentos de Terramar  narran mensajes perfectos (sociales, ecológicos...).
Pero son "no recomendadas para niños menores de 7 años" (y con razón).
Mis hijas las ven, pero ellas son así. Tan salvajes también.

Mi vecino Totoro. Podría decir que es mi película preferida. Tan tranquila.
Todo es armonioso: Los personajes, el paisaje, la casa, la relaciones familiares, la amistad, el colegio, el colecho... (en Ponyo, no lo dije, también hay una escena con un bebé lactante que me encantó), la forma de vivir sencilla, la forma de amarse, de divertirse, de explorar y respetar la naturaleza, la música, la desbordante imaginación...
Pensaréis que me he vuelto loca. Un poco friki.
¡Es culpa de Óscar! Pero se lo agradezco tanto... Estudioso de la Cultura Japonesa y ha viajado hasta allí (y a algún sitio más) para traernos, entre otras cosas, ricos secretos de su cocina y bonitos kimonos para sus sobrinas.
No paséis sin verla. Totoro no necesita ningún pase de censura. Os aseguro que es "apta para todos los públicos".

A mí me gustaría no haberla visto, para poder descubrirla cada día.

sábado, 4 de junio de 2011

¡Mi papá es el mejor!

Casi tengo dos años y medio. Pero… ¡Ya me considero mayor!
Ayer celebró el cumple un amigo en la guardería.
Nos dio, como es costumbre, un saquito de chuches a cada uno de sus compis.
No podemos abrirlas hasta salir del centro.
Pero después de la siesta, lo mismo es porque de repente he estado muy estreñida y esto casi nunca me pasa, no me apetecía comerme la "chicha" de la merienda. Y no me la comí, claro (¡Menuda soy yo!).
Pero no os preocupéis, que de no comer no estoy. Flaca si, pero energía tengo para un rato.
El caso es que la profe se enfadó conmigo y, como castigo, me quitó mi bolsa de golosinas. Supongo que me las guardará para el lunes.
Muchos días también me ponen premios, eh.

Me vino a recoger mi Papá, porque libraba, me dijo que pensaba venir en bici (¡Qué me encanta!), pero que se le echó el tiempo encima y que al final tardaba menos en coche. Bueno...otro día.

Pero ¡Qué cara triste no me vería! (Aún antes de saber que no tendría viaje sobre dos ruedas) que, de inmediato, me preguntó:

- ¿Qué te pasa Luisa?-
- Me potao ma -
-¿Te has portado mal? ¿Qué has hecho? ¿Has pegado a un nene?-
- No, no quero chicha; no me dan pamelos...-

Como él si que sabe, ha leído mi agenda:

VIERNES 8 de JUNIO de 2011
*Nos visita la mamá de.... (Protagonista de la semana).
Nos toca la guitarra.
*Se lleva regalo del cumple de un amigo.
*PIS 11:00/16/00
CAMBIOS 11:00 pis
12:45 pis
16:00 pis
*COMIDA: Bien
MERIENDA: No merendó

*SIESTA: 2 horas
*Le quité el regalo del cumple por no merendar (no quería el fiambre)

Cuando Papá lo ha entendido todo (Él es bastante listo), se ha acuclillado hasta poder mirarme con facilidad a los ojos y me ha dicho:

- Luisa, a mí que no te apetezca ese fiambre, que lo mismo ni te gusta, no me parece haberse portado mal. ¿A ti te apetecen unas chuches como las que llevan tus amigos hoy?-
- Si, chuches…-
-Pues ven, que vamos al kiosco y compramos unas pocas para ti, para la Tata y para Mamá. ¿Quieres?-
-Valeee!!!-

Y por esto y muchas cosas más, debéis comprender que... ¡Mi Papi es el mejor del mundo!!!

¡Ay Jordi!! A mí me da la risa... Hay pocas experiencias tan gustosas como el permitirse bien-criar. Te quiero.